Tattoo o, cumpliendo extrañas promesas


En una de las últimas obras del año que está por terminar, y uno ya empieza a pensar en el recuento. Pero es la magia del teatro que permite que no se cierren aún las candidaturas para la premiación del blog. Hoy estoy en el bonito CC Ricardo Palma para la obra y pienso todas las que he visto aquí este año. Pero hoy, de Aventural Teatral en “Tattoo”.

tattoo 1

Una pareja que tiene un amigo bastante peculiar, artista el, que hace una extraña apuesta con ellos. El amigo en cuestión es un renombrado artista plástico que lleva su obra por las más importantes galerías y que, al parecer, está siempre a la caza de ideas nuevas para próximas exposiciones. La pareja por otro lado es, bueno ella es actriz y locutora en una radio por internet y él, es un escritor que aún trata de terminar su obra maestra, por no decir, su única obra. La actriz, es el amor platónico del artista plástico, pero ella nunca lo vio como tal a él. Esta pareja no cuenta con los recursos suficientes para sobrevivir y siempre están buscando maneras con las cuales conseguirlos. La apuesta pondrá a prueba la amistad y el sentimiento que sienten ambos por el artista, ya que esta es bastante truculenta. En tanto, también involucraría la posibilidad de obtener cantidades nada despreciables de dinero. ¿Lograrán cumplir la apuesta y mantener su palabra? O ¿el posible dinero que conseguirían se interpondrá entre ellos? Que dilema.

La obra, de autor suizo, plantea una extraña premisa que podríamos resumir en, ¿cuánto valoras las promesas hechas a tus amigos, en una noche de juerga?  Ya que, dicha promesa se da en un momento así, y además de estar algo bebidos. Pero luego todo va degenerando con el cumplimiento de esta promesa, ya que se intenta poner a prueba dicha promesa con el recibimiento de un regalo bastante peculiar que, luego por circunstancias de la vida, tratan de vender. De la puesta en escena, debo decir que todo sucede en pequeños espacios divididos por fluorescentes, que además intentan fungir de apoyo lumínico. Tres lugares distintos, y en donde todo sucede. A mi parecer, esto recarga demasiado la escena, distrayendo en lugar de aportar. El diseño de luces no aporta mucho tampoco, dejándome en algunos momentos preguntándome, ¿Por qué se hizo así? Las actuaciones estuvieron bien, sin llegar a destacar, el texto y como se va desenvolviendo la obra, imagino, tuvo mucho que ver con ello, ya que esta comedia es bastante extraña. O no me llegue a conectar completamente con lo que sucedía o aun no estoy preparado para una comedia suiza. He ahí el detalle.

Tattoo, si tienen curiosidad de ver algo distinto, está en el Centro Cultural Ricardo Palma, ya les quedan poquísimas funciones y , si quieren debatir sobre lo que acaban de leer y/o dar distintos puntos de vista, deberían ir a verlos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s